miércoles, 27 de febrero de 2013

Islandia, Día 1: Conociendo la capital, Reykjavik




Llegamos a Islandia tras cerca de 4 horas de vuelo. Tras retrasar nuestros relojes una hora y descubrir que eran las 3 de la madrugada, recogimos nuestras maletas y salimos del pequeño y manejable aeropuerto en busca de un taxi que nos llevara a nuestro primer alojamiento en Reykjavik.

Durante el trayecto de tres cuartos de hora, el taxista nos contó sus aventuras de juventud en España, a la vez que  respondía a  nuestras curiosidades sobre la isla. Este fue nuestro primer contacto con la amabilidad de los islandeses, las noches sin plena oscuridad y los paisajes de lava que nos acompañarían a lo largo de todo el viaje.

Dadas las horas que eran y todo el equipaje que llevábamos, el taxi era nuestra mejor opción pero el precio fue menos asequible de lo esperado, casi 100 euros...así qué en la medida de lo posible recomendamos desplazarse a la capital en autobús o si se decide emprender ya la ruta, alquilar el vehículo en el aeropuerto. Eso si, con esta decisión,  nos ahorramos el pago del alquiler de un día de coche puesto que hasta el día siguiente por la tarde, no íbamos a usarlo.

Nuestra habitación, se encontraba en el este de la ciudad, en Guesthouse Bina, una casa particular propiedad de una amable señora islandesa. El lugar era como poco, curioso, con dos camas unidas por una única sábana bajera de matrimonio, libros, muebles viejos y la misma foto del señor  de la casa montado a caballo en varios marcos...

 

 Amanecimos y después de un buen desayuno en el panadería de la esquina,  nos dirigimos hasta el centro de Reykjavik dando un paseo de 20 minutitos  por el lado del mar. 




 
Nuestra primera parada fue en Solfar (Sun Voyager) Sculpture, una estatua al borde del mar que representa un barco vikingo, en honor a ellos.





 


 Desde allí, subimos a la parte más alta de la ciudad donde destaca la catedral , Hallgrimskirkja, una gran iglesia moderna de hormigón, con vistas a toda la ciudad.


 Desde allí, nos fuimos a recorrer las dos calles principales de la capital: Laugalegur y Skolavordustigur, llenas de vida, restaurantes  y tiendas. Casitas de colores, murales en las paredes de las más grandes y todo impregnado de una atmósfera de pequeño pueblo.









Descendimos hasta el lago Tjornin, lleno de patos y ocas, que rodeamos para llegar a la zona del puerto. Allí se encuentran los edificios más antiguos y el corazón de la ciudad, un par de calles y plazas muy alegres.

 

 Se nos hizo la hora de comer y siguiendo consejo de otros previos aventureros en Islandia, buscamos el más famoso sitio de comida de la capital, Bæjarins Beztu Pylsu, un puesto de deliciosos perritos calientes ( teníamos muchos días aun por delante para degustar platos islandeses).


 La fama es merecida y no pudimos evitar repetir. Cómodamente,  nos los comimos sobre el césped de la plaza Austurvöllur, rodeados de islandes@s de todo tipo. 

Un rato muy agradable.



Nuestro coche nos aguardaba, así que disfrutando de los últimos rincones del puerto, fuimos en su búsqueda. Y como lo prometido es deuda, debemos contar nuestra pequeña anécdota.

La reserva que teníamos hecha desde casa, era para un Volswagen Polo, pero al llegar a la empresa de alquiler de coches, nos dieron un Golf. Al comprobar el vehículo, nos dimos cuenta de que en el parabrisas había una picadita, posiblemente producida por una piedra. Se lo comentamos al encargado y tras darle unos golpecitos y verlo detenidamente, nos aseguró que no había ningún problema. Mientras Jorge entraba a pagar, Águeda detectó que la picadita se estaba convirtiendo en una grieta y tras dar un puñetazo a la luna, la lió parda y se rompió del todo. 
Así que volvimos a avisar al encargado que extrañado y muy a su pesar, nos tuvo que dar otro coche, esta vez nuestro compañero de fatigas, el Chevrolet Lacetti.

Como consejo práctico, recomendamos firmar el seguro de rotura de lunas, porque aunque a nosotros no nos ocurrió, pudimos comprobar que Islandia está llena de piedras revoltosas y saltarinas.

Desde allí, ya a mitad tarde, nos dirigimos a la parte sur de la ciudad, donde se encuentra la playa de Nautholsvik, donde los lugareños se reúnen para relajarse. El mar no era la única opción de baño posible allí, sino que había un par de piscinas, una caliente y otra tibia. Y decidimos darnos un baño bien caliente.


 Nuestra última parada en la capital era la Cúpula de Perlan, ubicada sobre una central geotérmica, desde la cual se tienen maravillosas vistas de toda la ciudad.


                                                                                                                                                
Así que nos despedimos de Reykjavik hasta dentro de 10 días y emprendemos la ruta por la Carretera número 1.
Primera parada: Selfoss.

Nuestros primeros kilómetros contemplando los pasisajes islandeses nos dejan boquiabiertos.

Selfoss es una pequeña ciudad (en realidad grande tratándose de Islandia), en la cual pasaremos la noche en  Selfoss Hostel.
Dimos un pequeño paseo por el lado del enorme río, bajo los rayos de sol casi en plena noche. Tras cenar, descubrimos uno de los mayores placeres del viaje, un baño caliente en los hot-tubs antes de dormir.







martes, 26 de febrero de 2013

Winter...

Winter is coming.... or.... Winter is here?
























 Y aprovechando la ocasión, os dejamos con esto:






lunes, 11 de febrero de 2013

Tanned Tin


Este fin de semana hemos estado en el festival de música Tanned Tin que tiene lugar en el Teatre Principal de Castelló. Lo que nos encanta de este evento es la diversidad, cerca de 30 artistas curiosos y totalmente diferentes los unos de los otros, por descubrir. Además, el ambiente es familiar, ya hay más de una cara conocida para nosotros y el teatro es acogedor y precioso.

Entre todos los conciertos que hemos visto este año, destacamos los siguientes:

Maher Shalal Hash Baz, un grupo de japoneses indescriptibles. Media hora de (aparente) improvisación alocada, de músicos no muy talentososos que digamos. Eso sí, sorprendentes por sus instrumentos peculiares (uno de ellos soplaba una botella), extrañas posturas y actitudes.


Además, el día siguiente dos de sus miembros interpretaron en solitario canciones propias, y uno de ellos dedicó una canción al "cagatió" típico catalán...buenísimo, una canción medio en Inglés-Japonés-Catalán.

Lisabö, lo más brutal del festival. Más de una hora de ruido que te obligaba a levantarte de la butaca y a moverte como un poseído. 2 Baterías, 2 bajos y dos guitarras vocalistas. Acabó todo el teatro en pie. Nada más que decir, tan sólo mirad este vídeo.

                                     video


Grupo Salvaje pretendía ser otro de los grandes conciertos, pero problemas técnicos hicieron que su concierto apenas dudara 20 minutos, tiempo insuficiente para que pudiéramos escuchar todos sus instrumentos y todo el repertorio. Una pena.

Amanda Mair fue una delicia escucharla, no podías parar de mirar a esa chica sola con su piano de cola, cantando dulcemente.


                                   video


Lee Ranaldo un grande sobre el escenario muy bien acompañado. Un auténtico guitarrista de los pies a la cabeza, cambiaba de guitarra  casi con cada nueva canción y las tocaba de mil formas. Os dejamos vídeo con la manera más curiosa que vimos.

                                     
                               video


Además de esto, es un artista muy completo ya que también es escritor y nos firmó su libro de poesía: Road Movies.

Al igual que el año pasado, visitanos el stand de venta de cd´s y nos llevamos el disco "Fabulous Muscles" de Xiu Xiu. Lo hemos estado escuchando y es una locura. Nos encanta.

Nos lo hemos pasado fenomenal descubriendo nuevos y originales grupos y artistas.
 




sábado, 9 de febrero de 2013

Nuestro cásting de Masterchef

Como alguno de vosotros sabréis, y sino ahora os lo contamos, hemos presentado nuestra candidatura para el programa de cocina de TVE1: Masterchef.

Todo comenzó cuando vimos en televisión (mientras estábamos cenando en el "Meyao", restaurante chino muy apropiado para la ocasión...), un anuncio sobre un nuevo talent show que se iba a emitir en TVE1 próximamente. Se llamaba Masterchef.

A raíz de ese día, nos empezamos a informar y mandamos nuestra candidatura por internet, con nuestros datos, fotografias y un vídeo de presentación cada uno, que os dejamos a continuación:

video

video

De repente un día sonaron nuestros teléfonos y nos comunicaron que nos habían elegido para un cásting presencial en Valencia.

Dicho cásting fue ayer, y consistió en emplatar una receta preparada en casa, y presentarla ante un jurado, que además nos hizo una entrevista personal.

Estas fueron las pruebas de emplatado que hicimos previamente en casa: (Águeda y Jorge)



Lo gracioso de todo fue que como nuestros turnos eran consecutivos, se dieron cuenta de que nos tratábamos con más cariño de lo normal entre participantes...nos preguntaron si éramos pareja (podría haber surgido el amor en la cola de espera...) y nos dijeron que había un cambio en el guión y nuestra entrevista iba a ser conjunta.

La entrevista fue muy divertida y nos intentaron poner en varios aprietos...

Y como sorpresa final...¡¡A Águeda le entrevistaron en directo para "El programa de la Anne"!!
Os dejamos el vídeo, empieza en el minuto 22.40.
Y si queréis jugar al ¿Dónde está Wally?, casi al principio del programa, sale otro vídeo de Masterchef donde se nos ve saltando...

  • Más Gente - 08/02/13
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
 En un par de semanas sabremos si hemos pasado a la siguiente fase (sólo quedarán 50 concursantes!!)

¿Seremos uno de los elegidos?

Sea lo que sea, la experiencia ha sido fabulosa.