domingo, 16 de agosto de 2015

Nozomi, esencia japonesa en Valencia

Nozomi significa "la ilusión de un sueño cumplido"...Así nos lo transmitió José Miguel, fundador junto a Nuria de este fantástico restaurante japonés en en el barrio de Russafa en Valencia.


Llevábamos un tiempo deseando degustar comida japonesa de calidad y además teníamos algún que otro "logro" que celebrar, así que nos dirigimos a Nozomi Sushi Bar  para saciar nuestro capricho. Y lo cierto es que fue una decisión mucho más que acertada, genial elección!

Al adentrarnos en el restaurante, de pronto, nos vimos paseando por una callejuela de Kyoto...

Fotografía de Nozomi Sushi Bar

Nuestras ansias por probarlo todo nos llevaron a elegir el menú degustación (mira que nos gusta esa palabra jejeje), que se presentaba muy completo y apetecible.

Para abrir boca, mientras nos traían un vinito blanco que acompañaría de maravilla la cena, nos ofrecieron un snack de piel crujiente de lubina.



Dando comienzo al menú, una decisión: ¿Sopa o ensalada? Al ser dos, la mejor solución es uno de cada. La sopa de miso muy sabrosa y la ensalada de algas refrescante.



Por cierto, decidimos cenar en la barra. Muy cómoda y amplia como el resto de mesas del lugar, pero con la ventaja de poder observar muy de cerca el trabajo y armonía de cocina. Además. contábamos con un ambiente íntimo y agradable a la par de sentirnos acompañados y aconsejados en cada momento por el equipo de cocina y sala, todos muy amables. 



La chef situada frente a nosotros fue la encargada de preparar esta delicia de tartar de salmón.


Uno de los más exquisitos platos fue el usuzukuri de lubina con trufa blanca. Espectacular!


Bueno, bueno, la cosa cada vez va a mejor, este fue otro de los platos estrella de la noche: magnífico sashimi de calamar, gamba y vieira con alga codium para finalizar (sí que sabía a percebe, sí).


A continuación, seguimos alucinando con la variedad de sabores y texturas de la cocina de Nozomi. Vamos a por tres piezas de nigiri: salmón, jurel y pez mantequilla. Mmm, seguimos recordándolas...Excelentes!



Los "clásicos de la comida japonesa en occidente" nunca fallan y estos muchísimo menos. Menuda delicia!. Maki y uramaki para seguir deleitándonos. Un gusto contemplar su delicada y precisa elaboración.


Fotografía de Nozomi Sushi Bar

Como colofón, uno de los grandes: temaki en todo su esplendor.


Y para acabar con la orgía gastronómica japonesa, un curioso y sorprendente postre.


Una velada única en un lugar precioso, disfrutando de maravillosos manjares en un ambiente muy dinámico y francamente agradable. Volveremos para descubrir el resto de sorpresas que esconde Nozomi.

Sin duda, un sueño hecho realidad. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada